Luna de miel en Belice

 

Belice es un pequeño país situado en la costa caribeña de América Central. Limita al norte con México y al sur con Guatemala. Su idioma oficial es el inglés, aunque sólo un tercio de la población lo habla, en beneficio del español y del criollo.

Belice será particularmente atractivo para las parejas que buscan una luna de miel deportiva y que disfrutan del buceo, debido a su enorme arrecife de coral que es el segundo más grande del mundo. Si usted está interesado en una expedición a Belice para su luna de miel, tome nota de las atracciones que le esperan allí.

  • Placencia

¿Te gusta el mar, la playa y el buceo? Le encantará el pueblo de Placencia, que cuenta con impresionantes playas de arena fina y aguas cristalinas. Rodeado de islotes rocosos, es un lugar ideal para bucear y descubrir sus jardines de coral, fauna y flora.

También se puede alquilar un kayak para dar un paseo en sus aguas transparentes o incluso pescar en el mar. Para cambiar el mar, puede ir a Cockscomb Basin, la única reserva de jaguares en el mundo, también poblada por muchas otras especies de animales exóticos.

 

  • Las ruinas de Tikal

Después de unos días de relax en la playa, nadar y caminar por el bosque, es posible que desee realizar una actividad cultural. Además, visite Tikal, uno de los mayores sitios arqueológicos y centro urbano de la antigua civilización maya.

Las ruinas de Tikal se encuentran en el Parque Natural del mismo nombre, declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1979, ubicado en la cuenca del Petén en Guatemala, donde se puede viajar en autobús desde la ciudad de Belice. En un área de unos seis kilómetros cuadrados se encuentran unas tres mil ruinas que en su día fueron palacios, templos, canchas de baile, terrazas, plazas y avenidas.

  • Toledo

¿Es usted un turista alternativo y le gusta descubrir lugares atípicos, no afectados por el turismo de masas? En ese caso, Toledo es el lugar para ti. Situado en el sur de Belice, este distrito tiene un bosque tropical, montañas, ríos y hermosas playas. Es un pequeño paraíso que aún se conserva, y donde es fácil desconectarse del resto del mundo y aventurarse, descubriendo sus cuevas, cascadas y ruinas mayas.

  • Consejos prácticos

¿Te ha gustado este retrato de Belice y piensas incluirlo en tu lista de destinos de luna de miel? Antes de tomar sus boletos, por favor tenga en cuenta que junio y julio son los meses más lluviosos, y febrero y marzo los más secos.

Al igual que otros países del Caribe, Belice no es inmune a los huracanes, especialmente durante los meses de septiembre a noviembre, cuando por lo tanto no es aconsejable visitar Belice.

El clima, sin embargo, es suave y agradable, con una temperatura media anual de 29º, refrescada por la brisa marina y la proximidad de bosques tropicales y selvas.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *